CONTROL DE CALIDAD DE RADIOFÁRMACOS EN LAS UNIDADES DE RADIOFARMACIA

Última actualización: 27/05/2010

Para la elaboración de unos Procedimientos de Control de Calidad de Radiofármacos, debemos tomar como punto de partida el REAL DECRETO 479/1993 del 2 de Abril "por el que se regulan los medicamentos radiofármacos de uso humano" (R.D.).

En el Anexo II del R.D. "Normas de correcta preparación extemporánea y uso de radiofármacos"; apartado C. Procedimiento de Trabajo, dice:

"b) Preparación de radiofármacos a partir de equipos reactivos y radionucleidos precursores o generadores.

Los generadores deben ser controlados para verificar el cumplimiento de las características descritas en la Farmacopea Europea (eficiencia de elución, pureza radionucleídica, pureza radioquímica, ausencia de aluminio, pH).

La preparación de radiofármacos se realizará según las instrucciones particulares. Se controlarán los parámetros necesarios para garantizar su calidad: pureza radioquímica, número y tamaño de partículas, etc. Los métodos analíticos empleados serán los descritos en la Farmacopea Europea, o los normalmente aceptados en la práctica radiofarmacéutica."

Y el apartado D, Control de Calidad, dice:

"El control de calidad debe abarcar todas las medidas tendentes a hacer que cada radiofármaco cumpla las especificaciones establecidas y reúna la calidad requerida para su administración.

El control de calidad incluye el mantenimiento y calibrado de los aparatos y equipos de detección y medida, limpieza de material y locales, revisión periódica de los protocolos, control analíticos de los medicamentos radiofármacos, etc.

Cada radiofármaco debe tener su propio plan de control de calidad, según su naturaleza.

  • Radiofármacos listos para su uso.

    Su control debe incluir verificación del acondicionamiento comprobación de la identidad, dosis y fecha de calibración, lote de producción y caducidad, etc. Periódicamente se debe comprobar la actividad, pureza radionucleídica, etc.

  • Radiofármacos preparados de generadores y equipos reactivos.

    Los generadores deben ser inspeccionados como los radiofármacos listos para su uso. En el control se incluirá el rendimiento de la elución, la pureza radionucleídica, pureza radioquímica ausencia de aluminio, partículas, pH, etc., de acuerdo con las especificaciones del fabricante y de la Farmacopea Europea [Española].

    En los radiofármacos preparados con equipos reactivos se controlarán el rendimiento de la reacción de marcaje, número y tamaño de partícula cuando sea necesario, pureza radioquímica, etc. En caso de obtener algún resultado disconforme con las especificaciones, deberá repetirse el control analítico. Los métodos aplicados serán los indicados por el fabricante, aceptados por la Farmacopea Europea [Española] conforme al avance científico y técnico.

  • Otros radiofármacos

    En el caso de otros radiofármacos el control de calidad estará adaptado a la naturaleza del radiofármaco, tendiendo siempre a asegurar las características del producto final."

Por lo expuesto en el R.D., el Plan de Control de Calidad de los radiofármacos de una Unidad de Radiofarmacia debe contemplar los dos aspectos siguientes:

  1. El aspecto que concierne a los controles mínimos que deben realizarse para cada radiofármaco así como a la frecuencia de las determinaciones.

  2. El aspecto metodológico práctico que abarca la descripción de las diferentes técnicas a seguir para el control de calidad de cada radiofármaco así como la instrumentación y equipos. Es decir, los Procedimientos de Normalizados de Trabajo (PNTs).

En cualquier caso, ambos aspectos deberán estar contemplados en el programa de garantía de calidad del centro.

El propósito de esta Guía es el de recomendar los controles mínimos que deben realizarse para cada tipo de radiofármaco así como a la frecuencia de las determinaciones.

CONTROLES MINIMOS Y FRECUENCIA

RADIOFÁRMACOS LISTOS PARA SU USO

Ausencia de partículas extrañas.- Debe verificarse en las siguientes ocasiones: Cuando se recibe el vial que contiene el radiofármaco, en el momento previo a la preparación de una dosis individual y en el momento en que se dispensa una dosis individual.

Radiactividad o concentración radiactiva.- Debe determinarse en las siguientes ocasiones: Cuando se recibe el vial que contiene el radiofármaco y en el momento en que se prepara una dosis individual.

Pureza radionucleídica.- Debe de solicitarse un certificado al Laboratorio de Referencia o bien, el control efectuado por el fabricante tan solo en el caso de que se modifique el método de producción del radionucleido,

Pureza radioquímica.- Debe verificarse en las siguientes ocasiones: 1) Cuando se modifique el método de preparación del radiofármaco; 2) Cuando se sospecha que una biodistribución anómala ha sido causada por una deficiente calidad del radiofármaco; 3) Cuando se sospecha alteración en la biodistribución causada por factores que han afectado la correcta conservación del radiofármaco, tales como temperatura, luz, humedad, etc.

RADIOFÁRMACOS OBTENIDOS A PARTIR DE EQUIPOS REACTIVOS Y RADIONUCLEIDOS PRECURSORES O GENERADORES

  1. Eluidos de los generadores de tecnecio (99mTc)

    Rendimiento de elución.- Debe calcularse en cada elución

    Pureza Radionucleídica.- Debe analizarse la concentración de molibdeno (99Mo): 1) En la primera elución; 2) Cuando el generador se desplace de su lugar de emplazamiento durante su vida útil.

    Pureza Química.- Debe analizarse la concentración de aluminio (Al3+): 1) En la primera elución; 2) Cuando se preparen radiofármacos cuyo marcaje pueda alterarse por la presencia de aluminio (coloides, eritrocitos, etc.).

    PH.- Debe verificarse solamente en aquellos marcajes en los que el pH sea crítico.

  2. Radiofármacos obtenidos a partir de equipos reactivos o kits marcados con tecnecio (99mTc)

    Ausencia de partículas extrañas.- Debe verificarse siempre que se prepare el radiofármaco y en el momento en que se dispense una dosis individual.

    Radiactividad o concentración radiactiva.- Debe determinarse siempre que se prepare el radiofármaco y en el momento en que se prepara una dosis individual.

    Concentración de estaño (Sn2+).- Debe analizarse en el primer vial de cada lote, cuando se utilice este agente reductor.

    Pureza radioquímica.- Debe determinarse en las siguientes ocasiones:

    1. En el primer vial de cada lote. La periodicidad la establecerá cada Unidad de Radiofarmacia de acuerdo con la evidencia científica y su propia experiencia y siempre a intervalos no superiores a un mes.
    2. Siempre que se utilicen equipos reactivos con rendimientos de marcaje bajos y/o variables.
    3. Siempre que se utilicen equipos reactivos que requieran calentamiento en el proceso de marcaje.
    4. Siempre que se utilicen equipos reactivos en los que se requiera el uso de dos ó más reactivos.
    5. Siempre que se sospeche que una biodistribución anómala ha sido causada por una deficiente calidad del radiofármaco.

    Estabilidad.- Dada la inestabilidad de ciertos radiofármacos de tecnecio (99mTc) y teniendo en cuenta que la administración al paciente puede realizarse varias horas después de su preparación, cada Unidad de Radiofarmacia realizará estudios de estabilidad en función del tiempo y de la actividad, para cada radiofármaco, en las condiciones habituales de trabajo, así como las establecidas por el fabricante.

    Tamaño y número de partículas.- En el primer vial de cada lote en aquellos radiofármacos utilizados para perfusión pulmonar, debiendo ser a intervalos no superiores a un mes en aquellos que por su propia naturaleza y estructura pueden sufrir fácilmente procesos de rotura o de agregación.

  3. Radiofármacos obtenidos a partir de equipos reactivos marcados con otros radionucleidos

    Ausencia de partículas extrañas.- Debe verificarse siempre que se prepare el radiofármaco y en el momento en que se dispense una dosis individual.

    Radiactividad o concentración radiactiva.- Debe determinarse siempre que se prepare el radiofármaco y en el momento en que se prepare una dosis individual.

    Pureza radionucleídica.- Debe de solicitarse un certificado al Laboratorio de Referencia o bien, el control efectuado por el fabricante tan solo en el caso de que se modifique el método de producción del radionucleido,

    Pureza radioquímica.- Debe determinarse siempre que se prepare el radiofármaco.

RADIOFÁRMACOS OBTENIDOS APARTIR DE MUESTRAS AUTÓLOGAS DEL PROPIO PACIENTE, DE EQUIPOS REACTIVOS DE FABRICACIÓN PROPIA, ETC.

  1. Muestras autólogas

    Esterilidad, Ausencia de pirógenos, pH y Osmolaridad de todas las disoluciones utilizadas para el marcaje.- Debe verificarse siempre en el momento en que se preparen.

    Radiactividad ó concentración radiactiva.- Debe determinarse siempre, al preparar el radiofármaco precursor que vaya a utilizarse en la obtención de la muestra autóloga marcada.

    Rendimiento de marcaje.- Debe calcularse en todas las preparaciones.

    Morfología y función celular.- Cuando se optimizan las técnicas de marcaje, deben realizarse pruebas que demuestren la inalterabilidad de la morfología y función de los elementos celulares (Eritrocitos: tamaño y forma; Leucocitos: quimiotactismo, azul de trypan; Plaquetas: agregabilidad; etc)

  2. Radiofármacos obtenidos a partir de equipos reactivos o kits de fabricación propia

    Se seguirá la normativa vigente de Control de Calidad para los procesos de fabricación de Radiofármacos.

Si desea localizar información relacionada con el contenido de esta página, utilice el buscador